El apoyo y la experiencia de Lliria

El concejal de Movilidad Sostenible, Infraestructuras Educativas, Turismo y Enseñanzas Artísticas de Llíria, Paco García, destacó en estas fechas el peso de la candidatura de Las Palmas de Gran Canaria a Ciudad de la Música en la Red de Ciudades Creativas de la UNESCO, por su “gran capacidad para generar proyectos”. El edil de Llíria, Ciudad de la Música desde 2019, participó esta semana en la mesa redonda organizada en el Edificio Miller, en el Parque Santa Catalina, para poner en común las aspiraciones de la capital grancanaria y Manises (que se postula como Ciudad de la Artesanía en la Red), en un proceso que se resolverá en próximas fechas. La ciudad valenciana compartió su experiencia y respaldó el “gran trabajo” desarrollado por la ciudad en los meses precedentes.

García explicó que para su candidatura, aprobada en 2019, "contamos con toda la gente del sector y también fue muy participativa". Algo que también caracteriza a la propuesta de Las Palmas de Gran Canaria, aprobada por el Consejo Sectorial de Cultura y con la participación de otras entidades y colectivos con gran peso musical en la ciudad. Además, añadió que la capital grancanaria tiene “la capacidad musical, y tiene al sector detrás, por eso también hace falta tener detrás el aval de una organización como la UNESCO".

La ciudad, bajo su punto de vista, "tiene una gran capacidad, no sólo económica, sino organizativa para generar esos grandes proyectos de cara al futuro, y eso es algo muy importante”, apuntó. Además, añadió que "tanto Manises como Las Palmas de Gran Canaria han hecho un gran trabajo, y esperamos que a finales de noviembre, que hacemos un encuentro de ciudades creativas, podamos celebrarlo todos juntos".

El concejal de Llíria explicó que la confirmación como Ciudad de la Música por parte de la UNESCO "ha supuesto un paso cualitativo: seguimos teniendo la misma actividad, pero hemos abierto una ventana al mundo. Lo importante, en este caso, no es llegar, sino mantenerse, y desarrollar esos proyectos que se presentan acompañando la candidatura. Y es verdad que esa capacidad de generación se valora mucho. “Ahora", apuntó, "la red facilita una serie de caminos, y permite que el sector musical de la ciudad pueda sacar adelante nuevos proyectos".

"Para nosotros”, se extendió, “la música es un elemento diferencial, y lo ha sido para hacer avanzar a la ciudad en el futuro, pero también tenemos algo fundamental, que es el patrimonio vinculado a la música. Y hemos sido grandes formadores de profesionales que trabajan por todo el mundo".

Puesta en común

García representó a Llíria, junto a su primera teniente de alcalde, Fina Torrijo, en la mesa redonda celebrada en Miller, en la que también participaron los concejales de Manises Xavier Morant (Promoción de la Cerámica) y Ángel Mora (Turismo). Ambos expusieron por vídeo conferencia la candidatura de la ciudad levantina, enfocada al área de Artesanía. El foro estuvo presidido por el alcalde de las Palmas de Gran Canaria, Augusto Hidalgo, y la concejala de Cultura, Encarna Galván, que destacaron el peso de la gestión cultural y musical en la ciudad y la vocación de impulsar proyectos para desarrollar el sector en la urbe, de manera tanto local como internacional.

La Red de Ciudades Creativas de la UNESCO (UNESCO Creatives Cities Network) incentiva y anima a posicionar la creatividad y las industrias culturales en cada una de sus ciudades miembro (en la actualidad, 246). La candidatura define la vocación de Las Palmas de Gran Canaria de reforzar la creación, la producción, la distribución y la difusión de actividades, bienes y servicios culturales; desarrollar polos de creatividad e innovación y aumentar las oportunidades al alcance de los creadores y profesionales del sector cultural; mejorar el acceso y la participación en la vida cultural, en particular en beneficio de grupos desfavorecidos y personas vulnerables; e integrar plenamente la cultura y la creatividad en sus planes de desarrollo sostenible.